Las circunstancias van evolucionando afortunadamente y las relaciones entre empleados del hogar y empleadores, deben tratarse con la misma seriedad que con cualquier otro trabajador, cumplimiendo todas las obligaciones que la ley establece y en especial la cotización a la Seguridad Social, en el sistema especial para empleados de hogar.

En nuestro anterior artículo hablamos sobre el grupo fiscal; lo definimos y explicamos su funcionamiento en detalle. Continuamos ahora hablando sobre la consolidación fiscal desde otros puntos de vista.

Cada vez es más común que las empresas valoren la posibilidad de crear un grupo fiscal para poder beneficiarse de las ventajas que ofrece este régimen. Profundizamos en este tema en este artículo.

Dentro de la nueva normativa (RGPD y LOPDPyGDD) en materia de protección de datos personales se hace especial incidencia en la adecuada elección de nuestros proveedores que, por razón de su prestación, tengan acceso a datos personales; son los llamados según la normativa “encargados del tratamiento”, y pueden ser definidos como aquellos que tratan datos personales por la prestación de un servicio que nosotros (empresa) les encomendamos.

Cuando el desempleado esta percibiendo la prestación por desempleo, tiene la posibilidad de capitalizar el paro, y así poder cubrir las necesidades económicas que suponga el inicio de su nueva actividad al cobrar en un solo pago el importe pendiente de la prestación por desempleo.